Ir al contenido principal

Reseña «Talbot. Mi segunda vida».

Título: Talbot. Mi segunda vida.
Autora: Esther G. Recuero.
Editorial: Autopublicación.
Género: sobrenatural, juvenil.
Número de páginas: 290.
Encuadernación: tapa blanda.
Precio: 12’84€.

Sinopsis:
El mundo de James se pondrá patas arriba tras tener que renunciar a su vida circense y adaptarse a una tranquila existencia en el pequeño pueblo de Thorndike.
Mientras que el resto de su peculiar familia parece sobrellevar bien el camino, James se resiste a dejar de lado lo que es. La función llegó a su fin y con ella los años de ser una estrella bajo la carpa, de ir por ciudades y pueblos, rodeado de los suyos. Ahora intentará pasar desapercibido siendo un chico normal y corriente; aunque eso parece ser más complicado de lo que esperaba.
Y es que nadie dijo que ser un hombre lobo adolescente sería fácil.

Opinión personal:
Antes que nada debo decir que conozco a Esther desde hace muchos años, pero aun así voy a intentar ser lo más objetiva posible. Aclarado esto, prosigo:
La historia gira en torno a James, un hombre lobo adolescente que pasa mil y una peripecias en su intento por adaptarse a su nueva vida lejos del circo mientras oculta su parte sobrenatural. Eso le llevará a rivalidades con un miembro de su familia, líos amorosos y algún que otro «accidente» desafortunado, siempre junto a su mejor amigo Joe y su prima pequeña Ágata.
Puntos negativos:
Durante la lectura me he encontrado con erratas. Si tuviera que clasificarlas según la cantidad (baja – media – alta), siento decir que el libro tiene un nivel «medio» de errores. Llevo mucho tiempo siguiendo la trayectoria de Esther y sé lo ilusionada que está con su libro, por eso me sabe mal tener que hablar de este punto.
La mayoría de fallos son despistes tontos, no faltas ortográficas graves. De todas formas, yo soy súper quisquillosa para ese tipo de cosas y supongo que por eso más de una vez los errores me sacaron de la lectura. Es posible que a un lector más permisivo no le incomoden las erratas y disfrute del libro plenamente.
El segundo punto negativo que he visto es que en distintos momentos del libro se menciona que la familia Talbot tuvo que huir de Europa por un «incidente» en una de las actuaciones. No obstante, no se explica claramente qué ocurrió y por qué tuvieron que emigrar. Como lectora me hubiera gustado saberlo.
Puntos positivos:
La historia nos presenta una familia atípica donde todos los personajes son sobrenaturales y tienen alguna habilidad especial. Podemos encontrarnos desde vampiros, hombres lobo y brujas, hasta personajes con poderes psíquicos y exudaciones venenosas.
En mi opinión, la vida académica de instituto está representada con fidelidad. Además, el libro trata el acoso escolar y se muestran las reacciones de los distintos personajes (alumnos y profesores) ante dicho acoso.
Asimismo, cuando los licántropos se transforman rompen la ropa que llevan puesta en ese momento y al convertirse otra vez en humanos se quedan completamente desnudos. Esto parecerá una chorrada monumental, pero aún recuerdo que los personajes de Jack,  Kirtash y Victoria (Memorias de Idhún) aparecían completamente vestidos tras sus transformaciones. Otra cosa que me ha gustado de los hombres lobo es que todas las fases lunares les afectan en menor o mayor medida.
En resumen: Talbot. Mi segunda vida es una historia ligera y fácil de leer, con un estilo narrativo sencillo que hace ágil la lectura y que nos muestra a unos personajes cuanto menos curiosos.

Puntuación: 6’7/10 debido a las erratas.

Comentarios

  1. Hola! Yo también conozco desde hace muchos años a Esther (hasta aparezco en los agradecimientos). Es una pena que, después del todo trabajo que le ha llevado, sigan quedando esos fallos que has identificado (y que yo también estoy viendo mientras leo). Voy por la página 70 (¡en una noche!); esto quiere decir que la lectura es bastante ágil, lo que se agradece.
    Aún no puedo decir mucho de la historia, pero de momento me parece interesante.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Sí, aparecemos las dos en los agradecimientos, junto a Mirichom.
      Como he comentado en la reseña, los fallos son despistes tontos, pero están ahí. Supongo que podrían solventarse con una futura corrección más exhaustiva. En realidad, todo tiene solución.
      Lo bueno del libro es eso: se lee con mucha rapidez porque el lenguaje es fresco y cercano, enseguida atrapa al lector.
      Ya me contarás qué te parece el libro cuando lo termines.
      ¡Un saludo!

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Carta a unos profesores muy poco profesionales, (suceso real).

Hola, lectores. Hoy no os traigo ningún relato (lo siento), sino una carta que tuve que escribirles hace unos días a los cinco miembros del tribunal que me evaluaron el proyecto final de mi Ciclo Formativo el día 31 de mayo del 2017. He decidido hacerlo público a modo de denuncia por el trato tan humillante que recibí por parte de dos docentes de dicho tribunal, pues me enviaron correos del todo inapropiados que adjuntaré en esta entrada. He de aclarar que les he cambiado los nombres para preservar sus identidades, por lo que todo son seudónimos. Espero que esta carta sirva para concienciar tanto a alumnos como a profesores (si es que hay algún docente que me lee). En fin, aquí la tenéis:

A la atención de los miembros del tribunal: Siento haber tardado tanto en daros una explicación formal del comportamiento que tuve el día 31 al conocer mi nota, pero creo que lo mejor era dejar pasar un tiempo dada la situación que mis malos modales crearon. Mi respuesta va a ser muy larga, aun así me gu…

Crítica de «La Bella y la Bestia», 2017.

Esta entrada no estaba prevista, de hecho, decidí hacerla nada más salir del cine, el día 18 de marzo. Imaginaos si mi crítica era destructiva que decidí esperarme a ver la película en versión original subtitulada (la vi doblada, sí. Un grave error, pero fui acompañada y no pude elegir) para no publicar nada en caliente de lo que más tarde pudiera arrepentirme. Hice bien. Os advierto que, ahora que la he visto doblada y en v.o.s., la crítica va a contener mi más sincera opinión y que por lo tanto, hay spoilers de la película. Si no la habéis visto todavía y no queréis que os chafe nada, será mejor que no sigáis leyendo. Quien avisa no es traidor. (Que se lo digan a Petyr Baelish). Empecemos por el principio: La Bella y la Bestia —la película de animación de 1991— significa mucho para mí. Muchísimo. No es una película Disney de animación como las demás, sino que consiguió apartarse de sus predecesoras y marcar el inicio de un nuevo camino. Además, hay otros motivos personales que la convie…